El sábado 1 de junio impartí, en Oh! La Luna, uno de los talleres que dirijo para el proyecto La Pedagogía Blanca.
El taller está dirigido a padres y educadores de niños de 0 a 3 años, interesados y comprometidos con potenciar el desarrollo de los niños de una manera acorde con sus características evolutivas, respetando los ritmos personales y atendiendo a las necesidades afectivas y emocionales de los niños en todo momento.
En este taller se trata de transmitir al adulto su importante función como posibilitador del desarrollo, haciendo énfasis en que, durante la primera infancia, la no directividad y el juego libre son los motores del aprendizaje y la adquisición de habilidades de los niños. Es esencial que, en su interacción con el niño, el adulto no frene o impida el desarrollo de aptitudes creativas.
Definiendo la creatividad como la capacidad de generar respuestas alternativas ante una misma situación o problema, los padres y educadores pueden potenciar el desarrollo de estas habilidades en los niños.
Partimos de la base de que la potenciación del desarrollo de las capacidades de los niños de 0 a 3 años debe realizarse de manera permanente e integrada en su cotidianeidad.

Así, la potenciación o posibilitación del desarrollo de habilidades creativas debe realizarse desde el entorno cotidiano del niño, integrado en sus actividades y rutinas de forma indiferenciada.
De esta manera, el establecimiento del vínculo afectivo, la lactancia, la introducción de los alimentos complementarios, el inicio de la deambulación independiente, las normas y límites, la relación con otras personase o el proceso de control de esfínteres son algunos de los acontecimientos cotidianos de la vida de los niños que sirven de herramienta para posibilitar el desarrollo de habilidades creativas.
De una manera participativa, a modo de coloquio, los asistentes al taller y yo reflexionamos sobre la importancia de permitir toma de decisiones en la primera infancia, de ofrecer opciones y alternativas a los niños y de adoptar una actitud empática, respetuosa y flexible en la crianza para potenciar el desarrollo de habilidades creativas.
Fue un placer poder contar con el espacio que Oh! La Luna tiene destinado al desarrollo de cursos, talleres y otras actividades relacionadas con la crianza respetuosa.
Asimismo, fue un honor contar con la presencia de Vivian Watson, autora del Blog Nace una Mamá y de María Pérez, autora del Blog Conciencia (Espacio Terapéutico Integral) , que nos acompañaron durante el taller y nos permitieron enriquecernos a todos los asistentes con interesantes aportaciones.
Este taller se repetirá en diversos puntos de Madrid. Si deseas información sobre fechas  y lugares o quieres que desarrollemos este taller en el centro que administras, contacta conmigo en psicóloga@bambulah.es.