16992450_10212826153596464_2831081856066215301_o

Tras convertirme en madre, viví una profunda revolución a nivel personal gracias a un puerperio que me alcanzó absolutamente dormida y desprovista de una tribu: como muchas madres, yo enfocaba todo mi aprendizaje en el embarazo al parto y lactancia, firme en la creencia que tras la llegada del bebé todo se iba a ordenar solo y volveríamos a la normalidad. Todo muy lejos de lo que en realidad pasó, pues apenas iniciado el posparto ya me encontraba sumergida en una nueva dimensión, con una hermosa bebé en brazos que contrastaba con todo un caos externo e interno que fueron mostrando progresivamente todo aquello que había abandonado de mí para encajar, funcionar y sentirme parte de este sistema.

Todo esto llevó a hacerme responsable de mi felicidad y desarrollo, reconociendo que el primer paso para sanar toda esa sombra era conectar por fin con quién era yo, aunque en su momento pareciera una locura (sobre todo, pues ahora una pequeñita dependía de mí). Esta decisión fue sin duda la mejor que he tomado en mi vida, fue un salto a la coherencia y por primera vez, aunque muchos de mi entorno podían discrepar sobre mi camino, me sentía auténtica, cómoda y satisfecha.

Así es como hace cuatro años comienzo a formarme, investigar y trabajar en el acompañamiento a la maternidad y la crianza, en un principio de una manera muy autodidacta, ingresando diversos seminarios, charlas y jornadas, leyendo y profundizando cada vez más. Una vez que todo comienza a tomar forma, inicié una página para difundir lo que estaba averiguando y compartirlo, al mismo tiempo que servía de plataforma para invitar a personas a ser parte de las actividades que comenzaban a planificarse, ingresando al poco tiempo las primeras colaboradoras que luego se transformarían en mis socias fundadoras de la ONG Criamor.

Si bien había transitado por varias instancias formativas y habíamos desarrollado importantes acciones como equipo en todo ese tiempo, no fue hasta que conocí e ingresé al Programa Maternidad Feliz y Crianza Respetada de Mónica Serrano que logré organizar y dar sentido profundo a todo el trabajo que venía realizando. Pues, además de ser uno de los cursos más completos en el área del acompañamiento materno infantil, es un espacio cálido dirigido con profundo respeto a los ritmos de cada una de las alumnas, dónde se permite además incluir en el proceso un correlato de desarrollo individual y profesional, siendo acompañadas para aprender a acompañar.

Esto fue lo que para mí significó un punto de inflexión respecto a cómo enfocaba mi trabajo hasta entonces, pues me ayudó a reconocer y dar un sentido más profundo a mi labor, sostenida por todo lo aprendido y vivido en esos nueve meses. Con esta energía es que integro una nueva vía de desarrollo y que comenzamos a gestar en conjunto con Lorena Mercado, y posteriormente con todo el equipo, el Programa  de Formación Semipresencial de Monitoras Criamor (Quillota, Chile).

Se trata de una apuesta diferente que configuramos desde las múltiples disciplinas del equipo para formar personas en áreas de la crianza respetuosa, maternidad consciente, parto respetado, lactancia materna, y mucho más,  para que ellas generen su propio proyecto de acompañamiento, complementen su labor profesional o reciban un aporte positivo en el perfeccionamiento de sus habilidades parentales. Canalizando las diversas perspectivas y experiencias desde la línea del respeto y amor incondicional con el cual se debe imprimir la crianza y el acompañamiento.

Ver hoy el alcance que ha tenido en términos de postulaciones a los pocos días de haber lanzado el Programa de Formación me llena de una profunda satisfacción, pues además de ver el reconocimiento a la labor de nuestra organización, sé también que en parte es fruto de todo lo vivido y aprendido en la formación con Mónica y el estudio en conjunto con todas las mujeres de la maravillosa tribu de Maternidad Feliz y Crianza Respetada.

¿Quieres conocer más sobre la Formación Semipresencial de Monitoras Criamor? Ingresa a www.criamor.cl o envíanos un correo electrónico a contacto@criamor.cl

María Lucía Lecaros Easton

Directora ONG Criamor, Instinto de Familia

Periodista, Licenciada en Comunicación Social

Postítulo en Género y Desarrollo

Asesora Experta en Acompañamiento

a la  Maternidad Consciente y Crianza Respetuosa

Asesora de Lactancia EDULACTA

Doula y Terapeuta Holística