Mini Curso: Cómo acompañar las mentiras infantiles para promover relaciones de seguridad y confianza

Estado actual
No matriculado
Precio
Cerrado
Apuntarse
This course is currently closed

La sinceridad como valor se percibe muchas veces desde una óptica centrada en el adulto, alejada de la realidad del niño. Esto provoca que, en ocasiones, cuando los niños pequeños comienzan a decir “mentiras”, la interpretación y reacción del adulto contribuya a deteriorar la relación en cuanto a confianza mutua y comunicación. Muchas veces, en estas situaciones, se produce un punto de inflexión en la relación. Pero también se puede vivir como una ventana a la oportunidad de reforzar y profundizar en la relación de confianza e incondicionalidad entre la persona adulta de referencia y el niñ@.

La capacidad de mentir es un hito evolutivo del desarrollo cognitivo de los niños. Es un logro que se alcanza cuando se adquiere la Teoría de la Mente. Como logro evolutivo, ha de ponerse en práctica, por lo que todos los niños mentirán alguna vez.

En este momento, la manera de acompañar por parte del adulto se vuelve crucial, pues afecta a diversas esferas esenciales de la persona y la relación:

  • Confianza mutua y percepción de aceptación incondicional por parte de la persona adulta de referencia
  • Sensación de seguridad y lealtad en la relación con la persona adulta de referencia
  • Capacidad de pedir ayuda a la persona adulta de referencia
  • Autoconcepto y autoestima del niño
  • Habilidades sociales
  • Desarrollo de valores éticos
  • Protección frente a abusos y violencia

Así, la relación del niño con la sinceridad, la mentira y el engaño, así como con la lealtad, estará marcada en buena medida por cómo interprete y responda la persona adulta de referencia ante situaciones relacionadas con esto.

Podría parecer un tema superficial y poco importante, que se resuelve con un “No se miente”. Sin embargo, esto no es así, su importancia es más profunda y su acompañamiento más complejo.

Por ello, he preparado un mini curso que trate estos contenidos en una sesión grabada en formato audiovisual, en formato de clase pregrabada, con los objetivos de aprovechar la edad en que os niños comienzan a decir mentiras para:

  • trabajar y afianzar la confianza en la relación con las personas referentes
  • adoptar una visión empática y respetuosa del desarrollo de la mentira en los niños
  • prevenir y resolver situaciones de ruptura de confianza en la relación
  • promover un desarrollo positivo de la autoestima en los niños
  • desarrollar habilidades para acompañar las mentiras infantiles de una manera que promueva el desarrollo integral del niño (comunicación, escucha activa acompañamiento emocional)
  • adquirir recursos para transmitir valores relacionados con la sinceridad
  • ofrecer herramientas al adulto para acompañar y promover la sinceridad como estrategia protectora frente posibles abusos
  • facilitar un desarrollo emocional íntegro en los niños a través del acompañamiento profundo a la mentira o fantasía

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola
¿En qué puedo ayudarte?